Sin grandes soluciones, Arrúa se limitó a entregar mercadería y ofrecer créditos

Sin grandes soluciones, Arrúa se limitó  a entregar mercadería y ofrecer créditos

El pasado 16 de marzo el ministro de turismo, José María Arrúa, junto a un equipo de la cartera visitó la ciudad de las Cataratas para escuchar a los operadores turísticos con el fin de planificar soluciones ante el cierre del Parque Nacional Iguazú que dejó automáticamente a los trabajadores independientes sin sustento. Dos meses después regresó al destino con módulos alimentarios para guías de turismo y taxistas, pero sin soluciones a la problemática actual.

La visita del ministro y su comitiva se concretó ayer,  fue recibido por el intendente Claudio Filippa y Leopoldo Lucas Presidente del Iturem,  durante su visita tomó contacto con empresarios y trabajadores, ante quienes detalló las ya existentes líneas de créditos y subsidios, y se adelantaron algunos puntos sobre nuevos apoyos conjuntos entre la Provincia y el CFI (Centro Federal de Inversiones), que, en los próximos días, se sumarán, buscando alcanzar –principalmente- a los trabajadores autónomos, independientes y monotributistas.

En Iguazú, la situación es crítica. No sólo el sector hotelero y el gastronómico se encuentran cerrados a causa de la pandemia. La ciudad completa normalmente respira turismo, y trabajadores de todos los sectores están afectados por la imposibilidad total de operar que rige en los rubros relacionados. Cabe destacar que ya han cerrado sus puertas en forma definitiva, un hotel 4 estrellas, un local de comida rápida, un bar y un restaurant parrilla dejando a al menos 100 personas sin trabajo.

Arrúa se  reunió con taxistas, guías, lancheros, fotógrafos, hoteleros, gastronómicos, poniendo a disposición a los equipos técnicos, para el acceso a los créditos y también así, para las capacitaciones online que se vienen realizando para prepararse y adecuarse al tiempo que vivimos. Aunque no supo responder los cuestionamientos de muchos, acerca de los tiempos de demora para acceder a los créditos y sobre las garantías de poder cumplir con la obligación de devolver el dinero.

Cabe destacar que para paliar la situación actual de muchos trabajadores independientes que ya no tienen que comer, desde el ministerio asistieron con módulos alimentarios.