Clases de aerodance y cheerleading son furor en Iguazú

Clases de aerodance y cheerleading son furor en Iguazú

Una de las prácticas deportivas de mayor éxito entre los niños y los adolescentes es el aerodance y cheerleading (animación o porrismo), actividad que se desarrolla hace poco tiempo en la ciudad de las cataratas, sin embargo el interés por la actividad creció con el pasar del tiempo. La actividad que combina bailes, acrobacias y coreografías es dictada en Iguazú por la profesora de educación física Elizabeth Fuentes, que arribo a la ciudad de las Cataratas en el 2018 y ese mismo año logro posicionar a las niñas en la disciplina de manera tal, que participaron de la instancia nacional del torneo de la Federación Argentina Aeróbica danza y ritmos F.A.GA.

Si bien la pandemia paralizo las actividades, este año comenzaron las clases de aerodance y hace poco más de un mes comenzaron las clases de Cheerleading, la animación, porrismo o consiste en el uso organizado de música, baile y gimnasia. Los espectáculos de animación son muy frecuentes, sobre todo, en deportes de equipo. La animación ha cobrado tal importancia que ha pasado a considerarse una actividad física extrema que además de ejecutar el cuerpo aporta destreza y alegría.

“Cuando llegue a Iguazú note que para adultos hay muchas actividades deportivas pero para los niños no, entonces empecé gimnasia artística, hip hop, bailes, y le agregamos el aerodance que es una unión de las demás disciplinas, esto brinda la posibilidad a las niñas y niños que quieran asistir que se destaquen en lo que más le gusta” contó Elizabeth Fuentes

Actualmente asisten a las clases solamente niñas pero es abierta a todos los niños a partir de los 4 años, por la mañana asiste el grupo de preadolescentes y adolescentes y por la tarde las más pequeñas “Después que retomamos en pandemia, dictamos clases solo los sábados, durante la semana trabajo en una escuela secundaria. La demanda es bastante importante y podríamos dictar clases todos los días pero debido a que aún no sabemos cómo seguirá todo esto con la pandemia, decidimos trabajar solo un día con el grupo que tenemos”

“Cada clase tiene su entrada en calor y la práctica de gimnasia que corresponde, donde las niñas mejoran muchísimo la postura para hacer las pirámides, las acrobacias y las figuras. Las clases son divertidas y en el caso de que a alguna niña le cueste algún ejercicio como por ejemplo una vertical lo que hacemos es adaptar la coreografía para que todas participen y no se frustren”

La actividad se dicta en la Escuela de Aerodance ubicada en la calle Jangadero en Puerto Iguazú, el lugar está adaptado para seguridad de las niñas.

Foto Archivo